Arte Acción

Se considera que el arte acción nace en la década de 1920 a partir del dadaísmo y del surrealismo, pero cobra mayor importancia desde 1960. Surge del deseo de salir de la posición elitista en la que se encuentra el arte y el artista. Con el surgimiento de nuevas técnicas artísticas como la fotografía o el video comienza a perderse el interés por las tradicionales connotaciones de estilo y valor que acompañaban al objeto artístico, surgiendo por una parte la necesidad de dejar de lado el mercado del arte y por otra la oportunidad de unir el arte y la vida.
El arte de acción tiene un importante sentido efímero: se basa en la interrelación entre el artista y su público en el momento preciso de la creación artística. Pretende ampliar los horizontes de la experiencia estética, borrando las fronteras entre diversas disciplinas artśticas, uniendo las artes plásticas, con la música, el teatro, los medios audiovisuales, etc., así como llevándolo más allá de los espacios dedicados al arte como museos o galerías, a espacios públicos abiertos y cerrados, es decir lugares donde se desarrolla la vida cotidiana de la gente común.
La finalidad del arte acción es comunicar la experiencia humana en toda su gama expresiva, apropiándose de la vida a través de cualquier tipo de acción que tenga una intención estética consciente y elaborada, puede tener su base en la expresión de la subjetividad, en una reflexión sobre asuntos filosóficos, de conciencia ecológica, de identidad social o individual, sexualidad, política, etc.
Las tres manifestaciones del arte de acción más conocidas se desarrollaron entre 1950 y 1970: happening, Fluxus y performance.

Marcela Rosen Murúa
Marcela Rosen MurúaArtista de acción y pintora
Licenciada en Arte en la Universidad de Chile, estudió la especialidad de pintura, se ha dedicado al arte de acción